jueves, 29 de agosto de 2013

Los inicios del acero inoxidable en la industria del automóvil

Evolución del uso de nuevos materiales -acero inoxidable y aluminio- en la fabricación del bastidor y la carrocería de los automóviles modernos.

A finales de los años 70 en su búsqueda constante de nuevos materiales, el sector de la industria del automóvil comienza a introducir el acero inoxidable más allá del ámbito de las piezas o acabados concretos. Entre las ventajas del acero inoxidable destacan su gran resistencia a la corrosión, el bajo coste de mantenimiento, su larga vida y estructura de alta resistencia.

El primer modelo cuya carrocería fue producida en acero inoxidable fue el Renault 5 TS, el primer automóvil de producción fabricado a partir de plancha de acero inoxidable. El prototipo fue diseñado cuando las empresas Columbus Stainless y Renault Sudáfrica se unieron para promover las indudables ventajas del acero inoxidable en la moderna industria del motor. El vehículo fue presentadopor primera vez en 1979, durante la segunda edición dela Feria de la Corrosión en Johannesburgo. Resultó un éxito instantáneo.

Otro vehículo espectacular construido en acero inoxidable y que tuvo mucho éxito en su momento fue el modelo DeLorean, muy conocido por haber sido utilizado como máquina del tiempo en la película “Regreso al futuro”. Su producción se llevó a cabo durante 3 años, desde 1981 a1983, aunque únicamente se fabricaron 8.583 unidades. De éstas, se cree que aún siguen en circulación 6.000 y sólo un centenar fuera del territorio de los Estados Unidos. El modelo DeLorean es extremadamente aerodinámico. Levanta solamente 44,9 pulgadas del suelo al techo. El cuerpo está fabricado de plástico reforzado con fibra de vidrio y un recubrimiento de plancha de acero inoxidable. Su principal peculiaridad son las puertas,diseñadas en tipo “gull-wing”, que pliegan hacia arriba, en un fantástico alarde de diseño con un material novedoso como el acero inoxidable.



A día de hoy la carrocería de los automóviles están fabricadas principalmente mediante planchas de aluminio electrosoldadas, pues al ser este material es más ligero que el acero inoxidable lo ha ido remplazando. Para aumentar la resistencia a la corrosión, se someten las planchas de aluminio a un proceso de anodizado y posterior pintado, de manera que se consigue aumentar el coeficiente anticorrión del aluminio. El acero inoxidable por su parte se sigue utilizando en ciertas partes del bastidor del coche, en zonas que se quiere potenciar la resistencia mecánica a la vez que se buscan buenas propiedades anticorrosivas (zonas de pasos de ruedas y transmisión)